Marzo de 1832

(ir a abril)


Causas del color del mar







Confervæs e infusorios marinos (18 marzo 1832)











Bahía (III): Costrumbres de un pez globo











Bahía (II): Geología










(ir a febrero)

3 comentarios:

Sergio Mestre dijo...

Bonito proyecto el de este blog. Me interesaría contactar con el autor para conocer más detalles sobre el proyecto. Un saludo

Carlos Cuevas dijo...

La motivación principal de este blog, es que al tiempo que vaya yo leyendo este libro(que he empezado en varias ocasiones, pero nunca finalizado) pueda compartir con aquellos que quieran visitarme, la belleza, la fascinación y la aventura de un científico que sin duda disfrutó descubriendo y estudiando a la Tierra, a la que seguro amaba. Es ese sentimiento de curiosidad infantil y el aprecio por los asuntos de la tierra, de las plantas, y de los animales, incluido el hombre, lo que yo creo necesario en este mundo deshumanizado y descontextualizado en el que actualmente vivimos.

Este libro no es sino un 'documental de la 2' del siglo XIX, y que seguro han disfrutado millones de lectores en todo el mundo, con el aliciente de que los estudios de su autor llevaron a una revolución científica en cuanto a los conceptos evolucionistas, sin ni siquiera conocer los secretos de la genética (a pesar de lo que algunos americanos todavía quieren negar).

¿Dónde esta la novedad? En que Internet, como gran biblioteca, permite con un solo clic conocer mucho más acerca de un pequeño detalle en la anotación de un libro del siglo XIX; y al igual que yo aprendo y amplío mis conocimientos, me gustaría que otros lo hicieran conmigo.

Carlos Cuevas dijo...

Este blog esta basado en el libro del mismo título escrito por Charles Darwin utilizando sus diarios y los del capitán Fitz-Roy, a la vuelta de sus viajes alrededor del mundo a bordo del barco SM Beagle.